Archivos Mensuales: noviembre 2015

Charla Zen del Maestro Wu Bong, primera parte

Persiguiendo la felicidad

Cuando era joven, siempre estaba persiguiendo la felicidad. Pero sin importar qué tan rápido corriera tras de ella, siempre estaba delante de mí, nunca podía alcanzarla. Luego conocía a mi maestro y mi vida cambió. Como parte de mi entrenamiento, de mi práctica, siempre, desde ese entonces, he huido de la felicidad. Pero el problema es que sin importar qué tan rápido corra, ella siempre me alcanza. Hace algunos años hubo un libro famoso en circulación, muchas personas estaban fascinadas con él. El libro se llamaba «El Secreto», el secreto para ser feliz. De hecho, el libro «El Secreto» trataba sobre cómo obtener lo que quieres. ¿Quieres algo? Puedes tenerlo y ser feliz. La manera de mi maestro era muy diferente. De hecho, la manera del Buda y de nuestros maestros eminentes es muy diferente. Si tienes cualquier clase de deseo entonces aparece el sufrimiento. Sólo quita este deseo y ya eres feliz.

Hay una historia en la tradición judía. En una oportunidad un visitante fue a ver a un famoso rabino, un gran estudioso y un gran santo. Este visitante venía de muy lejos, pero cuando llegó a lo del rabino, él sólo llevaba una pequeña maleta con él. El rabino le dijo: «Oh, vienes de muy lejos, ¿dónde está tu equipaje, tu maleta?» Este hombre dijo: «Ah, no, sólo estoy de pasada». Luego, cuando este visitante estaba hablando con el rabino, se dio cuenta de que su habitación estaba casi vacía, a pesar de que era un rabino muy famoso, un gran hombre. En la habitación sólo había una cama simple, un escritorio y dos sillas. Así que le dijo: «Rabino, ¿dónde están tus muebles, tus cosas, … dónde está tu alfombra?» Entonces el rabino le dijo: «Ah, soy como tú, sólo estoy de pasada». Un sutra dice, «cuando nacemos llegamos con las manos vacías, cuando morimos, también nos vamos con las manos vacías». No importa cuántas cosas juntemos en esta vida, cuando nos vamos no hay mucho que podamos llevarnos.

Edad e iluminación

No puedo hablar por otras tradiciones, pero en el Zen tenemos casos de niños pequeños que han alcanzado la iluminación. En Corea hay un templo llamado «Templo de la iluminación a los seis años», porque en este templo un niño de seis años obtuvo la iluminación una vez. Al mismo tiempo, la edad avanzada tampoco es un obstáculo. El Maestro Joju obtuvo la iluminación cuando tenía sesenta años, luego profundizó su experiencia por veinte años más, y continuó practicando, y recién a la edad de ochenta años empezó a enseñar. Ahora mismo, tengo un estudiante en Rusia. No hace mucho tiempo estuve ahí para un retiro de diez días y este niño de diez años participó en el retiro completo sin faltar ni a una sola actividad. Fue un retiro muy riguroso, y él lo hizo muy feliz y con buen humor, Así que realmente depende de la propensión del individuo. Por eso la edad no es muy importante.

No hay camino en el Zen

En el Zen, primero que nada, no hay camino. Si consideras al budismo como un todo, por supuesto que hay muchas escuelas, muchos enfoques. Por ejemplo, en el budismo tibetano o en el budismo theravada hay un camino bien definido. De A vas a B y después a C, etc. El problema con el Zen es que no hay tal cosa. Dado que no hay camino, es mejor no «chequear». En el momento que «chequeas» pierdes tu «no sé».

Los motivos para practicar

Si vienes por un deseo, eso no es muy útil. Pero distingamos entre deseo y aspiración. Deseo significa «sólo para mí mismo». Quizás alguien piensa, «de acuerdo, voy a la charla dharma y quizás obtenga algo para mí, quizás obtenga el secreto para ser feliz, para obtener un buen trabajo, un buen auto». Pero la aspiración no tiene ego en ella. De hecho es una especie de gran deseo, un deseo de bodhisattva. «Quiero entenderme a mí mismo, y ayudar a todos los seres y entonces si hay charla dharma voy porque quizás aprenda algo que ayude a mi práctica». No hay problema con este tipo de deseo, porque en última instancia este deseo no es para ti.

La alquimia toma plomo y trata de convertirla en oro. La práctica Zen también es una especie de alquimia. No rechazas nada pero es posible transmutar todo. Entonces tu deseo puede convertirse en Gran Amor, tu ira se convierte en Gran Compasión, y tu ignorancia se convierte en Gran Sabiduría. Entonces, si practicas no importa de dónde vienes, qué traes contigo, si continúas todo cambia. Así que cualquiera que sea tu motivación al principio, no tiene por qué ser tu motivación más adelante. Mi experiencia es que la gente generalmente viene a practicar por razones muy egoístas. Muy frecuentemente como resultado de algún tipo de sufrimiento. Muy poca gente viene a practicar por una razón elevada. Una razón elevada quiere decir que su vida está bien, sin problemas, pero realmente están preocupados por este mundo y todo el sufrimiento que hay en él, así que quieren hacer algo, quieren ayudar, están buscando una manera de ayudar. Muy poca gente viene a practicar con ese tipo de motivación. Pero no importa, porque la motivación de todos, si continúan, cambia lentamente, cambia, y se transforma en la motivación del bodhisattva.

Charla Zen en Singapur, Octubre 2010.

Anuncios

14/11 Práctica Zen intensiva de un día

El sábado 14 del corriente mes de noviembre realizaremos el retiro mensual en el Templo Koryosa. El retiro comprende la práctica intensiva de todas las formas de meditación Zen (sentada, postraciones y cantos), ver abajo el cronograma. La llegada es a las 9.50 hs y termina alrededor de las 17 hs. Están todos invitados a participar. Por razones organizativas, la inscripción estará abierta hasta el miércoles 11 de noviembre inclusive. Para más información e inscripciones, ponerse en contacto.

Este tipo de retiros se llaman tradicionalmente Yong Maeng Jong Jin (YMJJ) en coreano, lo que literalmente significa “sentarse como un tigre a punto de saltar”.

buddha-meditating

Cronograma YMJJ 14/11:

9:50 Llegada a Koryosa
9:50 Moktak
10:00 1ra. Sentada de la mañana
10:45 Caminata
11:00 2da. Sentada de la mañana
11:45 Ceremonia de ofrenda de arroz
11:55 Almuerzo
13:30 108 Postraciones
14:00 1ra. Sentada de la tarde
14:45 Caminata
15:00 2da. Sentada de la tarde
15:45 Caminata
16:00 3ra. Sentada de la tarde
16:45 Ceremonia de clausura
17:10 Tareas comunitarias en el templo (limpieza, orden)